fbnoscript
17 de diciembre de 2018

La recuperación del archivo de Prensa Obrera

Por Beita

Hace dos años nos propusimos restaurar en prensaobrera.com nuestra historia impresa. Hoy podemos presentar a nuestros lectores la primera parte de la meta que nos trazamos.

El periódico –decía Lenin– no es sólo un propagandista colectivo y un agitador colectivo, sino también un organizador colectivo”.

Recuperar el archivo de nuestra prensa no es simplemente reponer nuestros materiales en nuestro sitio web, sino someter a la crítica de los lectores nuestras caracterizaciones políticas y posiciones a la luz de los hechos históricos al cabo de cinco décadas de desarrollo partidario y de intervención en la lucha de clases. Ese acervo en definitiva, constituye nuestro ´programa´ y su desarrollo en el tiempo histórico.

Llevar adelante este emprendimiento no fue sencillo. El trabajo sobre el archivo implicó –e implicará– mucho esfuerzo militante para que nuestros materiales puedan volver a circular y ser parte de la deliberación y la construcción de la vanguardia obrera a una escala más amplia –actualmente algunas versiones incompletas se encuentran en versión PDF o tiff en algunos sitios académicos.

El período que hoy ve la luz en la web es 1993-2004, el cual comprende la etapa que se desarrolla entre el Santiagueñazo y el Argentinazo. Se puede decir que es una suerte de reparación, ya que en realidad la mayoría de estos artículos existieron en internet, pero estuvieron desaparecidos hasta hoy.

La preservación y ampliación del archivo histórico –tarea que vamos cumpliendo de adelante hacia atrás en el tiempo– requiere especialización, perseverancia y método, tanto para el soporte digital como físico.

Organización, dedicación y militancia

Comenzamos la tarea de recuperar los aproximadamente 500 números y 16 mil artículos publicados en Prensa Obrera en el período 93-04 en el año 2016.

Un núcleo de seis compañeros dedicamos muchas horas a trabajar sobre una vieja base de datos, cotejando la información con los libros de archivo físico de nuestro periódico. Este trabajo no sólo implicaba pasar “datos” de un servidor a otro, sino también realizar correcciones “estéticas” sobre ese contenido y verificar su correcta traducción a datos, sin alterar los originales, con paciencia y dedicación. También tuvimos que recuperar textos que no estaban en ese viejo servidor  y se encontraban en los periódicos impresos. Así, primero con fotografías y luego con la adquisición de un escáner aéreo, fuimos trabajando sobre ellos para digitalizarlos y completar cada prensa, siendo fieles al material original y cuidando los libros de archivo, preservándolos contra el deterioro, la humedad y el paso del tiempo. Esta tarea nos llevó más de un año. A la par, trabajamos en la digitalización completa de nuestra revista En defensa del marxismo y de otras revistas teóricas como Internacionalismo y el Obrero Internacional, que actualmente se encuentran disponibles en www.revistaedm.com.

A esta tarea siguió luego el escaneo y limpieza de las 500 prensas digitalizadas. Dos compañeros llevamos adelante este trabajo. Al mismo tiempo, nos propusimos escanear –a razón de uno por semana– los  libros que nuestras editoriales habían editado en otros años.

Posteriormente llegó el turno de la programación web. Tres compañeros se dieron a la tarea de trabajar sobre los más de 16.000 artículos volcados en un tipo de lenguaje informático, traducirlos y llevarlos a nuestro sitio actual, para que todos los nuevos (viejos) contenidos tuvieran un correlato idéntico a los actuales en la web.

Recuperar nuestra historia

"Este periódico sería una partícula de un enorme fuelle de forja que atizase cada  chispa de la lucha de clases y de la indignación del pueblo, convirtiéndola en un gran incendio".

Lenin.

La tarea recién comienza. Queda aún por delante la digitalización y pasaje a datos de todos nuestros periódicos que hemos publicado ininterrumpidamente desde 1964 –primero como Política Obrera y, a partir de 1982, como Prensa Obrera–, sorteando tres dictaduras militares, sus censuras y persecuciones. Además, seguiremos trabajando en la digitalización de libros, folletos y otros materiales teóricos, esperando que nuestro pequeño aporte sirva de herramienta para el desarrollo de todos y todas las que luchamos cada día para romper las cadenas que nos explotan y vencer al sistema responsable de la barbarie. En definitiva estamos trabajando en recuperar nuestra historia, la historia de la lucha de clases a través de nuestro organizador colectivo.

Estamos muy orgullosos de poder brindar estos contenidos. Bienvenidos al archivo de Prensa Obrera.
 

Leé más en:
Del Santiagueñazo al Argentinazo, una década de puebladas y rebeliones populares

Compartir

Comentarios