fbnoscript
27 de marzo de 2019

Rodríguez Larreta y Acuña envían material clerical a las escuelas

El día 26 de marzo se dio a conocer un material con un pretendido carácter pedagógico cuyo contenido es de corte clerical, el cual evoca la narración bíblica del Arca de Noé. En el texto escolar se puede leer frases tales como “Dios le habló a Noé: un gran diluvio se derramará sobre la tierra para terminar la maldad…”.

El material en cuestión llegó a escuelas públicas de la Ciudad con el supuesto objetivo de trabajar el contenido “el agua”, pero ni siquiera disimula la intención de profundizar la injerencia de las iglesias en la educación –eso sí, con un disfraz ecuménico, anunciado por el propio Esteban Bullrich cuando era ministro de Educación nacional.

Rodríguez Larreta y Acuña, mientras vacían los comedores escolares, promueven el derrumbe educativo y deja a más de 22 mi niñas, niños y adolescentes sin vacantes, mandan a leer la Biblia al alumnado en las escuelas públicas de gestión estatal de la Ciudad y pretenden instalar la existencia de un Dios capaz de castigar a todo aquel que contradiga su autoridad, en un cuadro en el que justamente se debate e interpelan fuertemente las características vinculares en la sociedad en su conjunto. No se puede omitir que en una situación de ascenso de la lucha por los derechos de las mujeres y la potente exigencia de la implementación de la ESI, esto representa un ataque a la genuina pelea por estos reclamos. Es decir que como agentes del oscurantismo se revelan adversarios del conocimiento científico y más en general de toda causa emancipatoria y enemigo de los derechos de las mujeres y la juventud.

Esto representa un retroceso no sólo en los contenidos científicos que deben impartirse en las escuelas sino también en relación a la oferta a las infancias de la diversidad textual tanto de contenidos científicos como literarios con los cuales abordar, desde distintas perspectivas, un mismo contenido y vincularlo de forma interdisciplinaria.

Alertamos que con el copamiento de la educación privada y ahora la pública, tenemos el establecimiento de una educación clerical en la Ciudad que va a ser utilizada como una usina reaccionaria contra la ESI, la lucha por el aborto legal y los derechos de mujeres y disidencias.

Gabriel Solano, desde la banca del Partido Obrero en el Frente de Izquierda en la Legislatura porteña, denunció en la Comisión de educación este atropello a la enseñanza científica y laica, y presentó un pedido de informe apuntando a las responsabilidades políticas de la elaboración de dicho material.

Exigimos que de forma inmediata ese material sea reemplazado por una oferta de contenidos científicos que apunten al desarrollo del pensamiento crítico en las y los estudiantes de todos los niveles educativos.

 

Compartir

Comentarios