fbnoscript
29 de septiembre de 2016 | #1430

Bajo Hondo

Gravísimo ataque de Manaos contra campesinos

Por M. J.
Campesinos de Bajo Hondo, Santiago del Estero, volvieron a sufrir un ataque criminal de bandas armadas que responden a la empresa de gaseosas Manaos. Resultó herido de bala el campesino Pedro Campos, quien está fuera de peligro, pero deberá ser intervenido quirúrgicamente.
 
El Movimiento Campesino (Mocase VC) difundió testimonios e imágenes que muestran un accionar claramente destinado a aterrorizar y expulsar a las familias del lugar: una banda parapolicial (“guardia blanca”) de más de 15 forajidos armados con pistolas y rifles emprendieron a tiros contra los pobladores, incendiaron vehículos, viviendas y ranchos de las familias (por segunda vez, ya lo habían hecho en julio pasado), mataron e hirieron animales y envenenaron el pozo de agua.
 
El representante de la empresa Manaos, Orlando Canido, tiene denuncias que datan de hace más de 10 años, por atacar a las comunidades locales y realizar desmontes ilegales. Según denunciaron los propios campesinos, Canido decía comprar tierras en nombre de Amado Boudou.
 
Este caso es ilustrativo de la política del zamorismo en la última década: a pesar de haber prometido una solución al problema de los pequeños campesinos mediante la “Mesa de Diálogo” y el “Comité de Emergencia”, la situación se ha agravado. Sólo entre 2000 y 2012 se han desmontado más de 2 millones de hectáreas y la contaminación con glifosato ha crecido exponencialmente, al igual que los desalojos y la expulsión de pequeños campesinos a favor de los grandes sojeros. 
 
El “Comité de Emergencia” se ha dedicado a desarmar a los pequeños campesinos (quitándoles incluso las armas para caza y defensa contra alimañas), mientras que las guardias blancas como las que organiza Canido pululan impunemente. Hay un claro encubrimiento del poder político, los jueces, la policía y los funcionarios comunales.
Exigimos la inmediata detención de los agresores, tanto los autores materiales como intelectuales.
 
Responsabilizamos al gobierno provincial de Claudia Zamora por la integridad de los pequeños campesinos y sus derechos.
 
Reclamamos:
 
· Desmantelamiento de las guardias blancas (patotas paraestatales). Cárcel a todos los miembros de las guardias blancas y los funcionarios encubridores.
 
· Suspensión inmediata de los desmontes y desalojos. Devolución de la tierra a los campesinos usurpados y expulsados.

Más en Provinciales:

Compartir

Comentarios